El  10 de diciembre de 1948 la Asamblea General de las Naciones Unidas adoptó La Declaración Universal de los Derechos Humanos (DUDH),  un documento en el que se recogen en sus 30 artículos los derechos humanos considerados básicos, a partir de la carta de San Francisco (26 de junio de 1945).

Algunos de estos artículos son:

Imagen de fondo: Aljazeera noticias.
Imagen de fondo: Aljazeera noticias.

Art. 2.1. Toda persona tiene todos los derechos y libertades proclamados en esta Declaración, sin distinción alguna de raza, color, sexo, idioma, religión, opinión política o de cualquier otra índole, origen nacional o social, posición económica, nacimiento o cualquier otra condición.

Art. 3. Todo individuo tiene derecho a la vida, a la libertad y a la seguridad de su persona.

Art. 5. Nadie será sometido a torturas ni a penas o tratos crueles, inhumanos o degradantes.

Art. 14.1. En el caso de persecución, toda persona tiene derecho a buscar asilo, y a disfrutar de él, en cualquier país.

La Asamblea General de las Naciones Unidas declaró al año 2009, Año Inter

nacional del Aprendizaje sobre los Derechos Humanos. Hoy, después de siete años el aprendizaje no se ha interiorizado.

Un panorama internacional triste. Humanos que huyen de un país en guerra, una guerra  formada por absurdos intereses económicos de los dirigentes del mundo. Una guerra que mata diariamente a miles y miles de personas, entre ellos niños, como los que vemos en los parques jugando y saltando, con sueños y esperanzas.  Niños que llaman a la puerta de Europa, el continente más rico del mundo, y, ¿qué hace Europa? cerrarles la puerta con llave y tirársela al mar; negándoles, así, sus sueños, su futuro, ¿su vida?

Atacando los propios principios de la Declaración Universal de los Derechos Humanos.

¿Humanos? Humanos que toman decisiones sin humanidad.

“Nos decimos a nosotros mismos que tal vez los refugiados son peligrosos. Pero realmente somos parte de un sistema que está haciendo lo mismo (la misma cosa de siempre), negando la humanidad de los demás y, con esa humanidad, sus derechos humanos completos, evitando compartir nuestra riqueza por ilícita que sea”. Naomi Klein

“No podemos culpar a la gente por desear abandonar un lugar de conflicto. En su situación, nosotros haríamos lo mismo” Peter Singer

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *