«Cada una de nosotras tiene solo una cosa que ganar del movimiento feminista: nuestra absoluta humanidad». Hemos comenzado a criar a nuestras hijas más como si fueran hijos; pero pocos tienen el coraje de criar más a nuestros hijos como si fueran hijas». «No pienses en conseguir que la mujer se adapte al mundo, piensa en lograr que el mundo se adapte a las mujeres. Si el zapato no encaja, ¿tienes que cambiar el pie?»